Unidad Educativa Colegio Simón Bolívar II


.

 PROGRAMA INDIVIDUARTE DE PRIMARIA

DISCUSIONES DE LA PAREJA Y LA DINAMICA FAMILIAR

  En cuanto al manejo de las diferencias:                     
Discutir es necesario, es una forma de negociar. Uno, no puede relacionarse con nadie sin que haya discusiones. Con la pareja mucho más, pues el grado de implicación de la relación y el tiempo es mucho mayor. 
Lo importante es como discutir adecuadamente, y daremos a continuación algunas pautas imprescindibles para que las discusiones sirvan como modelo de salud y desarrollo personal propio y de la pareja, en vez de como arma de destrucción ambas cosas. 

Las discusiones frecuentes crean un clima de tensión en la familia. Estudios recientes realizados en Francia demostraron que: Cuando los padres están discutiendo las reacciones emocionales son variadas. Un 37 % manifiestan sentirse tristes, un 17 % preocupados, un 14 % enfadados y un 7,5 % asustados. Pero lo más curioso es que un 12 % dicen estar alegres, sólo un 5,5 % se sorprende de ver a sus padres discutir y un 7 % dicen permanecer indiferentes. 

Es recomendable: 

1.    Tener las discusiones fuera del alcance de los niños, para así evitar todo tipo de duda y dolor. Los problemas de pareja deben de discutirse en privado, sin que los escuchen. Por esto se recomienda esperar que estén durmiendo o salir a otro lugar. 

2.    No hacer que el hijo tome partido por algunos de los dos. 

3.    Evitar  transformar a los hijos en su fuente de apoyo. 

4.    Estar atento a las actitudes (como portazos, caras de enojos), ya que los pequeños perciben todos los detalles. Cuando una pareja tiene mucha insatisfacción, conviene buscar la forma de resolver los problemas a tiempo. Busca terapéutico, porque una vida de separación o de desunión emocional dentro del matrimonio provoca mucho dolor y no es calidad de vida para los adultos, y por supuesto, menos para los niños. 

5.    La actitud y forma en que los papás enfrenten sus diferencias es primordial. Como padres la primera responsabilidad es proteger a sus hijos. Además, tienen la responsabilidad de brindar la mejor imagen del papá o mamá -más allá de los conflictos de pareja- ya que ese rol nunca se ha de perder. Cada niño tiene derecho a tener dos papás, aparte de los problemas de la pareja. La alianza entre el niño y uno de sus padres provoca la disminución de la imagen de uno de los dos, y por ende, se le está quitando el derecho básico a tener dos papás.

6.    No se debe hablar mal a un hijo del padre o de la madre tras una discusión ya que se creara una distorsión de la realidad al verlos enojados y discutiendo hoy, y mañana abrazándose y besándose.

7.    Sean sensatos en sus acciones y discursos hacia ellos y piensen que son su modelo a seguir, lo que vean y acepten como normal, será el patrón en el que se basaran en el futuro para elegir el destino de su vida, y de su pareja.

 

BOLETIN #1
PROGRAMA INDIVIDUARTE DE PRIMARIA

MANEJO DE ACTIVIDADES EXTRACURRICULARES. 
Una moneda de dos caras.

Programar actividades en la vida de los niños se ha convertido en una necesidad de las madres deseosas de dar a los hijos grandes ventajas. Los padres estamos recibiendo mensajes comercializados de que los buenos padres son aquellos que les dan todas las oportunidades para sobresalir en la vida a sus hijos, y tratan de asegurarse entonces de que participen en una gran variedad de actividades.

Sin embargo, cuando existe exceso de actividades, que desplazan lo demás como el juego, el tiempo en familia, los amigos y hasta el sueño, los niños comienzan a perder el paso y vienen los problemas. “Vamos, rapidito que sino llegas tarde a la clase de tenis”,” deja de hacer la tarea y terminamos cuando llegues del futbol”, “tienes ensayo toda la semana y vas a tener que estudiar hasta la noche si quieres que te escojan para el baile”. Son frases típicas que los adultos decimos a nuestros hijos.

 Signos de agotamiento en los niños

Cuando hay demasiada actividad en los niños de primaria aparece el agotamiento o la intranquilidad. Se muestran irritables, mal humorados. Su tolerancia a la frustración disminuye y su rendimiento puede verse mermado.

Los niños llegan a  los salones saturados de haber estado de una actividad a la otra. Cansados pues duermen poco y asimilan poco. En pocas palabras, pierden efectividad.

Hay una relación en el aumento de tiempo de ver televisión y los horarios demasiado ocupados en los niños. La televisión es una actividad pasiva, por lo tanto los niños que están cansados suelen mirar televisión para alejarse del exceso de actividades.

Es importante ser constante en lo que se inicia con respecto a este tipo de actividades. Estas no deben ir en desmedro de la salud y del rendimiento académico.

Todo en buena medida es ventajoso

Muchos niños están ávidos de actividades y obtienen muchos beneficios de esas actividades extracurriculares. A nivel de primaria, los niños que participan en actividades fuera de clase tienden a mejorar en la escuela.

Para los niños que no rinden académicamente, tener otras actividades les da la oportunidad de aumentar la autoestima y desarrollar habilidades y talentos en otras áreas. Las actividades en grupo también ayudan a interactuar socialmente a los niños tímidos.

Es importante hablar con los niños, asegurarnos de que pueden con el ritmo de trabajo que se le pide y no dejar de darles  apoyo en lo que requieran. Esto favorecerá en su autoestima y en la reducción de conductas depresivas y/ agresivas.

 

volver

 


 

 

 

 

 



Programa Individuarte